Con el domingo próximo como nueva fecha límite, el presidente aclaró que la cuarentena dispuesta a partir de la pandemia de coronavirus «va a seguir» después del 13 de abril, que era la fecha establecida para su finalización, y aclaró que «lo que puede hacerse es flexibilizarla» para algunas actividades de la economía.

Aseguró que «lo peor que nos podría pasar es que, con esta idea que muchos alimentan de recuperar la economía, terminemos enfermando a los argentinos».

«Hemos dado un gran paso», dijo, y pidió «mirar lo que pasa en el resto del mundo» para entender cómo Argentina logró «eso que llaman aplanar la curva, y que me gusta decir ralentizar el contagio».

Sobre la evolución de las medidas de restricción y la contención en lo que a la circulación del virus respecta, Fernández expresó que «estamos sintiendo que estamos un poco mejor, y estamos un poco mejor, pero tenemos que ir con cuidado».

Por eso, reiteró que «no tenemos que hablar de terminar la cuarentena, porque no la vamos a terminar. Lo que vamos a ver es qué tipo de actividad podemos flexibilizar, y eso quisiera que lo habláramos en conjunto».

Fernández pidió «ver» qué se debe «privilegiar» en esta instancia, en referencia a que si «la economía empiece a moverse o que la gente se infecte y enferme. Yo elijo que la economía espere y cuidar a los argentinos», subrayó.