El titular del Servicio Médico Ambulatorio de Emergencia (SAME), Alberto Crescenti, relató cómo fue la trágica serie de explosiones que sorprendieron la noche del 2 de junio, día en el que cientos de bomberos argentinos celebraban su día. El incendio se produjo en un local del barrio porteño de Villa Crespo, y que le costaron la vida a dos bomberos de la Ciudad. «Nacimos de nuevo», dijo el funcionario sanitario.

Crescenti, que se encontraba en el lugar de los hechos cuando ocurrió la segunda explosión, confirmó que los dos bomberos fallecidos trabajaban para apagar el fuego en el interior de la perfumería cuando fueron sorprendidos por un nuevo estallido.

«La segunda explosión fue tremenda…fue tremenda», explicó el funcionario, antes de confirmar que hay 15 agentes heridos, y que varios de ellos fueron evacuados a hospitales porteños con un helicóptero del SAME.

«Estábamos atendiendo lo que había dejado la primera explosión, cuando nos toma la segunda explosión. Por suerte nacimos de nuevo. Tenemos algunas escoliaciones, pero bueno. Recibimos cascotazos y una pequeña esquirla. Lamentablemente la peor parte la llevaron los dos bomberos que estaban adentro y fallecieron», dijo.

Las víctimas fatales son dos jefes de Bomberos de Policía de la Ciudad que fueron identificadas como Maximiliano Firma Paz y Ariel Vázquez. Habían acudido al lugar, ubicado en Corrientes y Scalabrini Ortiz, tras una primera explosión que causó un incendio considerable.